Cru Lamouroux

El Viñedo

You are here:
El viñedo del Cru Lamouroux, situado en el centro del Jurançon, se extiende sobre 5,3 hectáreas de laderas orientadas al Sur y Suroeste, con pendientes de 20 al 40%. Las condiciones climáticas son óptimas; ¡nuestras viñas están hartadas de sol!

El encepamiento del viñedo se compone de “Petit Manseng” que participa mayoritariamente al elaboración de los vinos dulces, y de “Gros Manseng” que dominará en nuestro Jurançon Seco.

Dos hectáreas de nuestro viñedo están plantadas sobre terrazas en anfiteatro, garantizando un soleamiento ideal; el resto está plantado en el sentido de la pendiente.

Tras las vendimias, las vides pierden sus hojas; la circulación de la savia disminuye poco a poco hasta detenerse completamente; las vides entran en inactividad (“dormance”); ¡un merecido descanso después de un año bien cumplido!

La Tierra

La pasión de la tierra y de la viña

La mayoría de los cuidados puestos en nuestro viñedo se efectúan a mano, las vides, cortadas en “guyot doble”; las leñas, una vez cortadas, quitadas de la cepa, lo que se nombra comúnmente “tirage” (tirada) o “tombée des bois” (caïda de las leñas). Los sarmientos en tierra, machacados, permiten devolver a la tierra todos los elementos que contienen. Así, los suelos no se empobrecen y requieren pocos aportes.

Después, nuestras vides están atadas a mano para orientar el brote en el sentido deseado; luego, se visita cuidadosamente todo el viñedo para destacar todas las cepas muertas.

En período de crecimiento, se presta una atención especial al emparrado y al levantamiento. Efectuados manualmente, permiten contener el crecimiento de las viñas, y optimizar la calidad de la futura cosecha.

¡Por fin viene el tiempo de las vendimias, después de un año entero de trabajos asiduos y apasionados! ¡Un festival de los sentidos, preludio a los futuros vinos! Se orquestan a mano, por selecciones sucesivas en cajitas que se transportan rápidamente en dirección de la prensa.

El vino

La pasión del vino

La vinificación comienza por el despalillado de las uvas que son después llevadas en una prensa neumática. La prensada se hará con presión reducida, y bajo una vigilancia constante de los jugos de prensa, para no deteriorar la calidad de los mostos por una prensada excesiva.

Tras desburbado, la fermentación empieza con las levaduras indígenas, y se efectúa controlando la temperatura y la densidad durante toda la duración de la vinificación. Todas las vinificaciones son realizadas en cubas de inox.

Cuando la fermentación esta terminada, los vinos están inmediatamente filtrados sobre diatomeas, y después, criados en cubas de inox para el Jurançon Seco y el Jurançon tradicional, y en barricas de roble para nuestras “Cuvées”.

Después de la mezcla, los vinos están embotellados bajo nuestros cuidados, a la propiedad. ¡Favorecemos la calidad más que la cantidad!

Compartir

La pasión por compartir

Nuestra propiedad está abierta todo el año. Degustación gratuita y amistosa, frente a los Pirineos.

Disponemos también, de una sala de recepción, para recibir grupos, bajo previa petición de hora (100 personas sentadas máximas) y hacerle aprovechar de una presentación animada de nuestro dominio.

Todos nuestros vinos están tapados al corcho natural de primera calidad, luego encapsulados a la cera. Se hace la comercialización a la propiedad, o por expedición por toda Francia.

¡Pierre-Yves Ziemek, hijo de Monique y Richard Ziemek, es la quinta generación que prosigue la aventura familiar!